Snake Island, la isla donde hay más serpientes que habitantes

snake island Queimada Grande

Esta isla frente a la costa de Brasil, no muy lejos de Sao Paulo, cuenta con la mayor concentración de serpientes venenosas en el mundo y además aquí viven más reptiles que habitantes. Se trata de Queimada Grande, más conocida como Snake Island o isla de las serpientes.

Parece un paraíso. En cambio, puede convertirse en un infierno para quienes tienen la mala suerte de tener que desembarcar en ella. Durante años, el único habitante de la isla fue el guardián del faro. Un día desapareció.

snake island Queimada Grande

De acuerdo con el Instituto Smithsoniano de Washington, en esta isla viven entre 2.000 y 4.000 ejemplares de serpientes venenosas en un área de poco más de 430.000 metros cuadrados. Es el único hábitat en el que se encuentra la serpiente Bothrops insularis, considerada una de las serpientes más peligrosas del mundo: su veneno puede matar a una persona en menos de una hora.

Bothrops insularis

Sin embargo, algunos investigadores creen que el veneno de este reptil, que se utiliza para uso farmacéutico, puede salvar la vida de muchas personas, ya que cura enfermedades del corazón y de la circulación.

Una leyenda cuenta que fueron unos piratas en llevar las serpientes a la isla para proteger un tesoro de valor incalculable que aquí habría ocultado, pero nadie se ha atrevido a ir en su búsqueda.

La verdad es, probablemente, otra: Queimada Grande comenzó a ser poblada por serpientes hace unos 11 mil años, cuando todavía estaba conectada al continente. La increíble proliferación de los reptiles se debe al hecho de que no tienen ningún depredador natural de la isla.

Hoy en día el gobierno de Brasil permite el acceso a la isla sólo con fines de investigación, dada la alta densidad de reptiles venenosos en la zona. La Armada brasileña hace una parada una vez al año para el mantenimiento del faro.

Sólo algunos temerarios se atreven a desembarcar en Snake Island: estos son cazadores furtivos que vienen a capturar las serpientes para venderlas en el mercado negro a un precio de entre 10.000 y 30.000 dólares. Por supuesto, si logran salir con vida de Snake Island …

Siguenos:

Deja un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.